Castillo de Almodóvar: "El Patio de Armas".

Posted by Publicado por Administrador On martes, marzo 25, 2014



Cuándo pensamos en un castillo lo vemos como una serie de torres y murallas que se unen con la finalidad de defender un territorio cercano. Esto es cierto, son las cosas más llamativas de un castillo, pero es el continente y su posición estratégica lo que realmente da valor militar al castillo. Podríamos hablar de muchas instalaciones presentes en el interior de un castillo, pero el patio de armas tiene un lugar central, ya que es el recinto que queda entre las murallas. Pareciera que es simplemente un espacio vacío, sin más función que algunos usos circunstanciales, como por ejemplo recibir refugiados en el caso de un asedio, pero en realidad el patio tenía una función en el día a día, ya que era el espacio de comunicación entre las distintas dependencias existentes en el castillo, adosadas a la muralla bajo los pasos de guardias, almacenes, caballeriza, hornos, aljibes, herrería y todo aquello que se antojara necesario, se instalaba en el perímetro de la plaza que forma el patio, y como centro protagonista, la Torre del Homenaje, y así el patio se convertía en zona de paso y por tanto el lugar dónde se hacía la vida cotidiana. En el Castillo de Almodóvar se puede observar la estructura del patio de armas medieval, con instalaciones en el contorno, pegadas a la muralla. Como ya vimos, la Torre del Homenaje queda fuera del recinto y comunicada con un puente a través de la muralla, en vez de estar en el centro del recinto como es lo habitual, pero eso no quita que tenga una presencia central en el patio, ya que asoma de un modo muy llamativo desde el centro del patio, quedando su acceso en la zona más resguardada de la muralla, la de menos paso y por tanto más noble. También se observa que es zona dónde desembocan los demás edificios y pasos desde la puerta de acceso del Castillo. Y no nos podemos olvidar del aljibe principal, cuyo ojo se puede observar en el suelo. El patio de armas del Castillo de Almodóvar se divide en dos partes, los llamados “Patio de Armas” y “Patio de Armas de la Capilla”, siendo el primero considerablemente mayor al segundo en sus dimensiones. Considerándolos ambos como una unidad se ve la estructura medieval del Castillo. Esto es así en la restauración de finales del siglo XIX se planteó la necesidad de construir un palacio y otras dependencias necesarias para hacer habitable el Castillo para la vida moderna. Esta expansión se edificó principios del siglo XX y se procuró que mantuviera un estilo arquitectónico afín al del resto de la construcción. Parece ser que en el Medievo ya hubo una construcción de carácter noble en esa zona del Castillo, encontrándose restos de ella. Esta disposición de la zona noble del Castillo más cercana a la puerta de acceso al Castillo en vez de la Torre del Homenaje que está en el lado opuesto, es más lógica en tiempos de paz por la comodidad del acceso, y claro está cuándo se reconstruye éste. Actualmente ambas partes del patio de armas tienen su función en el moderno uso del Castillo. El Patio de armas de la capilla hace como zona de recepción y de velador de la cantina, mientras que el Patio de armas principal, al ser el vano más amplio del conjunto, se utiliza para los eventos y celebraciones que se celebran en este impresionante conjunto histórico.